RPM: “TRAVIS BIRDS, replicando a Sabina”

No es la primera vez que mi amigo Adrián Vogel, a través de su blog “El Mundano”, me descubre alguna joya que otra. En esta ocasión ha sido una especie de secuela, recreación o re-interpretación, del tema de Joaquín Sabina “19 días y 500 noches”. Ahora son “19 días y 500 noches después” interpretado por la madrileña …

Origen: RPM: “TRAVIS BIRDS, replicando a Sabina”

RPM: “Soul Sacrifice”, “Jingo”, “Evil Ways”, “Black Magic Woman”, “Oye Como Va”…

Hoy hacemos un pequeño homenaje a Michael Shrieve (nacido el 6 de julio de 1949), baterista, percusionista y compositor estadounidense. Michael Shrieve fue el baterista de  Santana durante los primeros siete álbumes de la banda, desde 1969 hasta 1974. 1969 1970 1971 1972 1973 1973 1974 En 2016 volvería a grabar con Santana. Santana IV  reunió a la mayoría …

Origen: RPM: “Soul Sacrifice”, “Jingo”, “Evil Ways”, “Black Magic Woman”, “Oye Como Va”…

RPM: ” Come On, el primer sencillo de los Stones y el principio de la leyenda”

El día en que el manager de los Rolling Stones, Andrew Loog Oldham, consiguió que la banda grabara una versión de “Come On” de Chuck Berry, hicieron historia, y su primer sencillo. El 2 de mayo de 1963, el nuevo manager de The Rolling Stones, Andrew Loog Oldham, reservó una sesión de grabación para que …

Origen: RPM: ” Come On, el primer sencillo de los Stones y el principio de la leyenda”

RPM: ” NICK CAVE. BELLEZA, DOLOR Y PERDIDA”


Parece claro que a estas alturas pocos son los que no creen que Ghosteen, el disco que Nick Cave y los Bad Seeds lanzaron en Octubre va a ser uno de los grandes discos del año, si no, el más importante.

Ghosteen es el decimoséptimo álbum de estudio de la banda de Nick Cave y Warren Ellis, y es la tercera entrega de una trilogía de álbumes a la que precedían Push the Sky Away (2013)

y Skeleton Tree (2016) 

La página web de Cave decía “Puedes preguntarme cualquier cosa”. Y así lo hizo, respondió a todas preguntas que los fans y seguidores del artista quisieron hacerle, desde lo más trivial a lo más trascendental, y  contestó de forma inteligente, elocuentemente y extensa. Sabemos que Nick Cave sufrió una importante perdida, la de su hijo adolescente cuando cayó desde un acantilado cerca de Brighton en Julio del 2015.  Este fatal accidente ha marcado su trabajo desde entonces, lo que le ha llevado según sus palabras,  a “ver a las personas de una manera diferente”, teniendo  “un sentimiento profundo hacia otras personas y una comprensión absoluta de su sufrimiento”.

En este Ghosteen hay un giro en la composición y sobre todo en la producción , no hay prácticamente percusión, la electrónica se ve eclipsada por sintetizadores analógicos que generan misteriosos paisajes sonoros. Un  conjunto de canciones directas y de una belleza enorme en las que Nick Cave y The Bad Seeds muestran emociones más  tranquilas, con más empatía y más lírica que nunca.

Cuando se lanzó su anterior álbum, Skeleton Tree,  el público lo recibió como un intenso estudio sobre el dolor,  se percibía lo sombrío e inquietante que sonaba. Ghosteen es el álbum que se suponía era su predecesor, y aún con la presencia de la pena, no estamos frente a álbum marcado por la tragedia. El resultado del trabajo de este álbum, y es por lo que resulta tan diferente,  es que se ha conseguido plasmar la belleza de sus sonidos y sus canciones a pesar de la presencia del dolor y la perdida.

RPM: ” Jimi Hendrix – Voodoo Child / Hey Joe / Sunshine Of Your Love (Live – Lulu Show 1969)

Absolutamente memorable, esta aparición de Jimi Hendrix con su formación de poderoso trio Jimi Hendrix Experience en el show de Lulu de 1969 en la BBC.

Origen: RPM: ” Jimi Hendrix – Voodoo Child / Hey Joe / Sunshine Of Your Love (Live – Lulu Show 1969)

RPM: “Jimmie Vaughan, el hermano mayor del blues de nuestros días”

Jimmie Lawrence Vaughan nacido el 20 de Marzo de 1951 en Oak Cliff, Dallas County, Texas, vive actualmente en  Austin, Texas, y es el hermano mayor de la desaparecida leyenda del blues, el guitarrista Stevie Ray Vaughan.  Juntos grabaron un solo álbum.

Cuando se trata del blues de hoy en día, hay un puñado de reglas que hay que seguir para asegurarse de que la música se mantenga fiel a su potente origen. 

El sonido de placer y de dolor que hizo que los músicos crearan ese sonido es una fuerza que nunca se puede subestimar.  El guitarrista y cantante de Texas, Jimmie Vaughan ha dedicado su vida a asegurarse de que el blues no solo siga vivo, sino que esté lleno de vida y sea una inspiración para todos los que lo escuchan. Él ha mantenido el espíritu del blues durante más de 50 años, y parece no estar dispuesto a detenerse ahora. 

Su nuevo álbum, “Baby, Please Come Home”, es una celebración de lo más honesta de todo lo que puede ser el blues. Las canciones pueden ir hacia arriba, hacia abajo, hacia los lados, pero una cosa es cierta, todas y cada una de las direcciones están llenas de puro sentimiento y sorprendente originalidad. Esto se debe a que, si bien el blues es casi tan antiguo como la propia América, cada vez que un músico pone su alma a vivir dentro de estas canciones, surge algo nuevo.

Hay una reinvención constante para músicos como Vaughan, porque el blues lo exige. Y es así como prospera y avanza esta música. Es la alquimia, donde los instrumentos y la voz se unen para conseguir un sonido único.

En “Baby, Please Come Home”, Jimmie Vaughan prueba sin lugar a dudas que todos sus esfuerzos y energía lo han llevado a la tierra prometida. Tal vez sea porque el blues es realmente el arte de la destilación, buscando el sonido donde no hay notas extrañas, o adiciones innecesarias al sentimiento de libertad. Se tarda años en llegar allí, y la paciencia es definitivamente una virtud.

Por encima de todo, el sentimiento es el elemento más importante de todos. “Tocar lo que sientes siempre ha sido mi principal objetivo”, dice Vaughan. Teniendo en cuenta que ha tenido el tipo de carrera que lo convierte en una leyenda viva, esas no son palabras ociosas. 

Su primer grupo, cuando estaba comenzando la escuela secundaria, tocaba en el Dallas’ Hob Knob Lounge seis noches a la semana, aprendiendo el tipo de lecciones que no se pueden enseñar en otro sitio. Otras bandas en los años 60 le convencieron de que era hora de encontrar una manera de tocar la música que él sentía más fuerte: el blues. Eso lo llevó a Austin a principios de los años 70, donde formó un nuevo grupo de blues con quien compartió su emoción musical. 

Después del éxito mundial con los Fabulous Thunderbirds durante los años 80, llegó el momento de dejar esa banda y construir su propio camino en la exploración de diferentes enfoques del blues. Él no dudó, y descubrió que podía llevarlo a cualquier parte; no había limites “Quería saber qué podía hacer realmente”, dice, “y cuando comencé a cantar encontré un nuevo camino para explorar”

Durante los últimos años, en estudios de grabación cerca de Austin, Vaughan ha estado trabajando en una serie de álbumes dedicados a las canciones que siempre ha tenido en gran estima, grabadas por artistas que lo han inspirado desde sus primeros días en los escenarios, constatando que la música está destinada a encender el corazón y llenar el alma. No puede haber atajos ni juego de manos cuando se reproducen estas canciones que provienen de personas responsables de música tan grande; algunos que son famosos y otros que no son conocidos fuera del blues o del mundo del country

En “Baby, Please Come Home”, esos artistas originales son Lloyd Price, Jimmy Donley, Lefty Frizzell, Richard Berry, Chuck Willis, Bill Doggett, T-Bone Walker, Etta James, Fats Domino, Gatemouth Brown y Jimmy Reed. De muchas maneras, esta es una lista de algunos de los principales proveedores de los mejores sonidos de Estados Unidos. El hecho de que pueda ir desde el blues seminal como Reed hasta uno de los padres fundadores de la música country moderna, Frizzell, demuestra que la música no se trata de como esté etiquetada, sino de cómo se escuche.

El grupo de Vaughan en “Baby, Please Come Home”, incluye a George Rains, Billy Pitman, Ronnie James, Mike Flanigan, Doug James, Greg Piccolo, Al Gomez, Kaz Kazonoff, T. Jarred Bonata, John Mills y Randy Zimmerman. A ellos se unen los vocalistas invitados Georgia Bramhall y Emily Gimble

Estas sesiones, en su mayoría en el estudio de la estación de bomberos de San Marcos, Texas, son el tipo de grabaciones en el que los músicos que han estado tocando esta música durante décadas tienen un estilo de comunicación casi silencioso, donde una mirada o una sonrisa comunica mucho más de lo que las palabras nunca podrían. Como líder de la banda, cantante y guitarrista, Jimmie Vaughan es un maestro en cómo capturar todo esto.

Keith Richards, de los Rolling Stones, dijo una vez: “Los blues, probablemente sean la cosa más importante que Estados Unidos le haya dado al mundo “. A lo que Jimmie Vaughan probablemente agregaría,“si señor”.