Etiquetas

,

Esta mañana hemos partido para Santa Fé, con un día espléndido por delante y después de la comilona de anoche en “The Big Texas Steakranch”, un restaurante muy popular donde sí te atreves puedes retar al local comiéndote un filete de 2 Kg junto a su guarnición de ensaladas y “sides” en sesenta minutos. Si lo consigues, paga la casa. Nuestro amigo Eduardo, un harlista y tipo duro lo ha intentado y casi lo consigue. El problema es que debió pedir la carne menos hecha para que pudiese aguantar tierna más tiempo.
Así qué hemos salido de Amarillo, esta tierra que pisaron los españoles hacia 1540, en busca del oro del Cañón de Palo Duro, dirigidos por el explorador salmantino Francisco Vázquez Coronado.
Saliendo de Amarillo hemos hecho una parada obligatoria en el “Cadillac Ranch” una instalación que surgió de la idea de varios artistas y que fue financiada por el multimillonario texano Stanley Marsh. Allí hemos dejado nuestra marca obligatoria de graffiti.
Otra parada obligatoria ha sido el “Mid Point Café” un lugar que marca el punto medio de la Route 66. Algunas horas más tarde hemos dejado el estado de Texas para hacer nuestra entrada en el de Nuevo México. En Santa Rosa hemos visto el Route 66 Auto Museum, que contiene una buena colección de coches y en la entrada una BULTACO Matador.
Finalmente y después de 480 Kms hemos llegado a Santa Fé bajo una suave lluvia y una espectacular tormenta eléctrica.

20130806-224014.jpg

20130806-224047.jpg

20130806-224159.jpg

20130806-224216.jpg

20130806-224433.jpg

Anuncios